La accesibilidad en el mundo creciente de la telefonía móvil.

Creado el 2014-04-02 13:37:38 por Adriana Martínez Sans

Telefónica ha presentado las conclusiones del estudio “La accesibilidad en el mundo creciente de la telefonía móvil. Un potencial de mil millones de personas”, en el que se establece que existen unos mil millones de personas en el mundo que tienen algún tipo de discapacidad. Ellos y su entorno más inmediato suponen un mercado potencial de 8 billones de dólares (cerca de 5,8 billones de euros).

Según el informe, de esos mil millones de personas, 360 millones tienen deficiencias auditivas; 285 millones deficiencias visuales; 194 millones padecen deficiencias de aprendizaje y cognitivas; 13 millones deficiencias físicas y 148 millones otro tipo de discapacidad (incluidos la depresión,  dependencia del alcohol y distintos tipos de demencias).

A pesar de que la suma de las cuatro primeras categorías representa 852 millones de personas, el 12 % de la población mundial, en muchas ocasiones el moderno mundo de la telefonía móvil está restringido para este importante colectivo por falta de accesibilidad.

Según el autor del informe, el británico Chris Lewis, analista del sector de las telecomunicaciones, “quizás es hora de recordar que estos mil millones de personas tienen el mismo apetito por consumir tecnología y aplicaciones de última generación y que, por tanto, son un mercado potencial muy prometedor para el sector. Esto sin contar que convertir en digital a la gente con discapacidad incrementa la capacidad de trabajo en el colectivo, baja la carga para el Estado y por tanto, aumenta la actividad económica de un país”.                 

“La era digital representa una gran oportunidad para que las personas con discapacidad amplíen su movilidad a través de infinidad de aplicaciones ya existentes, aunque todavía no adaptadas”, aseguró Lewis, que en su estudio analiza pormenorizadamente, basándose en datos de la Organización Mundial de la Salud y en su propia experiencia como invidente, la situación de estas personas. “La potencia de los smartphones, los nuevos sistemas operativos, el desarrollo de aplicaciones y la conectividad dan como resultados servicios funcionan en tiempo real a través de Internet y que  podrían aportar una gran independencia a los usuarios con discapacidad”.

Pero la realidad es que muchos de los servicios que ofrecen los dispositivos inteligentes de última generación y de los que se beneficia el resto de la sociedad, no están disponibles aún para aquellos que más lo necesitan, debido a su carencia de sensibilidad al tacto, desarrollo motriz, capacidad cognitiva, audición o visión.

Aún hoy hay mucha gente con discapacidad que ignora las posibilidades de interacción que pueden ofrecer las TIC. Tradicionalmente, esto era resultado de la falta de accesibilidad y el alto precio de los productos y servicios, pero a medida que las nuevas tecnologías han avanzado centrándose más en el software y en el protagonismo de las múltiples pantallas, se ha hecho posible el acceso mayoritario a los servicios por un precio más asequible. Y es la industria de la telefonía móvil quien tiene en sus manos gran parte de la llave para acelerar esta revolución de la accesibilidad para la que son imprescindibles, según el estudio: la educación, la estandarización y el diseño universal.

Más fácil para todos

La estandarización de los dispositivos beneficiará al 85 % restante de la población mundial, pues cuanto más accesibles sean las aplicaciones, contenidos y páginas web, más fácil será para la gente llamada "normal" navegar con las herramientas que tienen a su disposición. En el mundo de las comunicaciones unificadas, cuanto mejor sea la traducción entre el texto, la mensajería instantánea, el vídeo, el correo electrónico y las diferentes aplicaciones sociales, más fácil será para todos comunicarse a través de sus medios preferidos.

Impera la necesidad de instaurar un diseño universal que requiere una apreciación de las diversas capacidades de cada persona y diseñar de tal manera que el producto o servicio resultante pueda ser utilizado por todos, independientemente de la edad y las características físicas o intelectuales del usuario. 

Sofía Fernández de Mesa, directora de Responsabilidad e Innovación Social de Telefónica S.A, recordó que en el seminario sobre accesibilidad celebrado en el último Mobile World Congress, fabricantes; responsables de la estandarización; operadores y colectivos de usuarios con discapacidad, concluyeron que  urge trabajar en tres áreas esenciales: la accesibilidad en todos los dispositivos para todas las categorías de discapacidad; el correcto etiquetado y diseño de las páginas web, aplicaciones y contenidos, y la interconexión, de manera directa, de periféricos - smartphones, tabletas, portátiles y televisiones -.

“La accesibilidad de las nuevas tecnologías es algo necesario para toda la sociedad, no solo para aquellos con alguna discapacidad, pues es evidente que la discapacidad aumenta con la edad y que en ese sentido, todos somos potencialmente personas con discapacidad”, según Fernández de Mesa.

Para consultar el informe:

http://www.telefonica.com/en/descargas/mwc/Telefonica_Lewis_Insight_MWC_accessibility_white_paper_Feb_2014.pdf

FUENTE: TELEFÓNICA
 

Comentarios